¿Por qué es importante la revisión de los implantes de mama?

Todas las mujeres que se han sometido a un aumento de pecho deberían hacerse una revisión de los implantes de mama para conocer el estado de las prótesis.

Si bien los implantes de pecho son resistentes y seguros, sobre todo los que son de marcas contrastadas, hay casos en los que conviene saber si la prótesis está girada, es el caso de las prótesis anatómicas; si hay líquido en el exterior, los llamados seromas; si el implante está integro o no, o si existen pliegues, el rippling; y si hay una contractura capsular

Cuando el aumento de pecho se ha hecho con grasa también hay que saber si se han formado quistes.

Por lo tanto, la revisión de los implantes de mama es esencial para hacer un seguimiento de las prótesis y controlar su estado.

¿Cómo se realiza la revisión de las prótesis?

La revisión se lleva a cabo mediante una ecografía mamaria de las prótesis como parte del seguimiento regular de los implantes mamarios, puesto que la ecografía aporta información útil y detallada sobre el estado de las prótesis.

Se trata de una prueba indolora y no invasiva que permite conocer cómo se encuentran las prótesis y a la vez aporta tranquilidad a la paciente y con una alta sensibilidad en manos expertas

¿Cuáles son las complicaciones del aumento de pecho?

Conviene aclarar que el aumento de mamas es una de las cirugías más seguras y gratificantes para la paciente porque el resultado es inmediato. Ahora bien, como cualquier otra actividad humana no está exenta de complicaciones y riesgos.

Las complicaciones del aumento de mamas pueden ser: la infección, el hematoma, la mala cicatrización, los trastornos de sensibilidad, las asimetrías, las necrosis cutáneas, el dolor, la rotura del implante, las arrugas visibles, la contractura capsular y la difusión del gel.

Los riesgos dentro del primer año son extraordinarios y habitualmente se relacionan con desplazamiento de los implantes, relacionado con el proceso de cicatrización.

En la actualidad no hay un protocolo de seguimiento de implantes, pero sí sabemos que el porcentaje de complicaciones, aunque bajo (8-10%), se incrementa poco a poco a partir de los 5 años. Por eso a partir de este periodo recomendamos realizar una ecografía cada dos años. Dentro de los 5 primeros años es en nuestra experiencia estadísticamente improbable que se produzca un problema.

Por otro lado tenemos constancia, por la información que las empresas comparten en Estados Unidos debido a motivos médicos y legales, de que a largo plazo existen más posibilidades de contractura capsular o roturas.

“La ecografía puede diagnosticar un 90% de roturas de implante”.

Igualmente es importante destacar que la mamografía no es útil para el control del implante en aquellos casos de mujeres con prótesis a partir de los 40 años. Lo recomendable es realizar una ecografía doble: de la mama y de los implantes.

¿Cuándo es necesaria una segunda cirugía de mamas?

Como hemos comentado, el seguimiento de los implantes por ecografía ofrece al médico especialista información crucial sobre el estado de las prótesis y si hubiera algún problema con los implantes.

Los principales problemas con los implantes que exigen una segunda cirugía de pecho son:

  • Roturas.
  • Rippling.
  • Malposición: implante en general submuscular que queda alto porque la glándula ha resbalado sobre él.
  • Deformación del implante (mama dinámica).
  • Contractura capsular con mama deforme e incluso dolorosa.

Pero además de estos problemas puede haber otras causas como:

  • Envejecimiento: puede provocar cambios de forma y volumen de la mama.
  • Reducción de mamas: mujeres que tras someterse a una reducción de pecho de jóvenes, ahora han perdido volumen por la edad o la menopausia y necesitan la colocación de un implante.
  • Querer quitarse los implantes: mujeres que desean la extracción de los implantes. Hoy en día y según las características de la paciente recomendamos al mismo tiempo la extracción del implante y el injerto de tejido adiposo.

Cada uno de estos casos requiere una atención personalizada. La mejoría de una segunda operación de pecho es en algunas intervenciones muy clara. En otras puede tardar por ser más complicada.

Jesus Benito Ruiz es Presidente de AECEP y Director de Antiaging Group Barcelona.

Comparte