Actualidad | Centro de prensa

Actualización sobre el linfoma anaplásico de células gigantes

Publicado por AECEP | 17 de mayo de 2017 |

Como ya recogimos en nuestro comunicado de Marzo, ante la alarma generada por la aparición en prensa de una posible nueva complicación relacionada con las prótesis de mama, la Asociación Española de Cirugía Estética Plástica (AECEP) quiere seguir tranquilizando  a las mujeres portadoras de prótesis dado lo raro de esta complicación y al buen pronóstico que en general  tiene.

Ya hace 2 años, en marzo de 2015, se publicó en una revista médica especializada la posible asociación de un linfoma, llamada Anaplásico de Células Gigantes, y llevar prótesis de mama. Aunque esta enfermedad se presenta de forma excepcional, en pacientes con prótesis antiguas, en un porcentaje en torno a 1:100.000 de mujeres portadoras de prótesis, es importante conocer cómo se manifiesta ya que su pronóstico, si se diagnostica precozmente, es bueno. Por ello en pacientes que llevan más de 1 año con prótesis, ante la presencia de un aumento brusco e importante del volumen de una mama, deben acudir a su médico para que estudie su caso.

Su origen no está claro, pero los primeros estudios lo relacionan con una infección crónica por una bacteria llamada Rapsonia que podría estar en la superficie rugosa de las prótesis y producir una infección subclínica mantenida que con el tiempo podría degenerar.

Dada su excepcionalidad, la actitud sanitaria internacional busca informar de su existencia y la importancia de un diagnóstico precoz, así la Food and Drug Administration  americana (FDA) en su comunicación del 21 de Marzo de 2017 nos recuerda que es una entidad extremadamente rara y que se pueden usar las prótesis de mama sin ningún problema.

Más recientemente, el pasado 14 de Mayo el New York Times, publicó un artículo de impacto donde presentaba el caso de una mujer que presentaba ese problema.

Como novedades, publicadas en el número de este mes de Mayo en la Revista Plastic Reconstructive Surgery, se recoge por una parte un estudio estadístico mundial donde se ve la excepcionalidad del problema, y por otro lado se publica un trabajo en Australia y Nueva Zelanda donde se ve una incidencia mayor siendo estos dos países donde hay más casos, proporcionalmente, sin saber exactamente el motivo.

La AECEP, siempre pensando en los pacientes, mantiene una actitud expectante y les seguirá manteniendo informados. La situación no ha cambiado, sigue siendo de alerta pero al mismo tiempo prudente dada la rareza de esa enfermedad.

 

 

 

 

 

 

 

Dr. Francisco Menéndez-Graiño.

Presidente de la Asociación Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética.

 

 

Comunicado conjunto de SECPRE y AECEP sobre las prótesis mamarias marca PIP. Enero 2012.

Publicado por Secretaria Aecep | 11 de enero de 2012 |

SOCIEDAD ESPAÑOLA DE CIRUGÍA PLÁSTICA, REPARADORA Y ESTÉTICA (SECPRE) conjuntamente con la ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE CIRUGÍA ESTÉTICA (AECEP)

Madrid, 10 de enero de 2012.- En los últimos días se han sucedido nuevas informaciones en torno a las prótesis PIP. Asimismo, la International Society of Aesthetic Plastic Surgery (ISAPS) ha emitido un comunicado en el que apoya la recomendación de que las pacientes con implantes mamarios PIP (o M-Implants, fabricados por ROFIL Medro en los Países Bajos) sean sometidas a una retirada o sustitución de los mismos.

Por ello, la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (SECPRE) conjuntamente con la Asociación Española de Cirugía Plástica (AECEP) desean manifestar a la opinión pública que:

  • A día de hoy, hay que destacar que no existen pruebas que relacionen los implantes mamarios PIP con el desarrollo de un posible cáncer, aunque pueden surgir complicaciones de tipo inflamatorio por la ruptura de los mismos, siendo la evidencia o la sospecha de rotura del implante una indicación de explantación inmediata.

  • A pesar de la falta de evidencia científica en cuanto a la relación de los implantes PIP con procesos genotóxicos u otro tipo de patología diferente a la ya conocida, y debido a su importantes defectos de fabricación, sería recomendable valorar conjuntamente con el cirujano plástico la retirada o sustitución de estos implantes con carácter preventivo y sin urgencia.

  • La SECPRE y la AECEP mantienen un firme compromiso de colaboración estrecha con el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, la Organización Médica Colegial, el Comité de Seguridad Sanitaria de la Comisión Europea, y el resto de sociedades científicas implicadas, con el objetivo de seguir recabando toda la información y estar al lado de las pacientes.

  • Tenemos conocimiento de que existe un número considerable de prótesis PIP implantadas por no cirujanos plásticos de la SECPRE y/o en el contexto de empresas del sector de la cirugía estética que por su forma de trabajar pueden favorecer que las pacientes desconozcan a su cirujano de referencia. Con el objetivo de ayudar a aquellas portadoras de implantes PIP que se encuentren desatendidas, la SECPRE está trabajando para ofrecer su red de cirujanos de forma individualizada a aquellas mujeres que lo precisen.

  • La SECPRE ha llegado a un acuerdo con los fabricantes más importantes de implantes para que se faciliten implantes nuevos, de máxima calidad y con el mínimo coste, a las pacientes que precisen el recambio de los implantes PIP.

  • La SECPRE y la AECEP sugieren como protocolo de actuación a las pacientes portadoras de implantes PIP o ante la duda de serlo:

  1. Las mujeres portadoras de prótesis mamarias deberán comprobar el tipo de implante que llevan a través de la tarjeta de implantación (obligatoria), que le deberá haber facilitado su cirujano plástico. En caso de no tenerla o haberla extraviado, podrá acudir al centro en el que se practicó la intervención y exigir una copia de la misma.

  2. Si fueran prótesis PIP, recomendamos acudir al cirujano plástico que le operó, quien le solicitará los exámenes clínicos y radiológicos apropiados (mamografías, ecografías mamaria y axilar, RMN) para una correcta valoración. Si no ha sido intervenida por un cirujano plástico miembro de la SECPRE y se encuentra desorientada puede acudir a nuestra Sociedad para recomendarle un profesional adecuado que le atenderá de una forma desinteresada.

  3. Se recomienda contactar con las asociaciones de afectadas por las prótesis PIP.

  4. En función del estado de las prótesis y con asesoramiento de su cirujano plástico se tomará la mejor decisión terapéutica y el momento adecuado para su explantación.

  5. En caso de que la paciente no desee la retirada de las prótesis, y siempre que estas se encuentren en buenas condiciones, se aconseja un seguimiento clínico y radiológico cada 6 meses.

Para más información:

Gabinete de prensa de la SECPRE

Alba Corrada / Diana Zugasti: 91 563 23 00 / 670 655 038

albacorrada@berbes.com / dianazugasti@berbes.com

Situación de las prótesis mamarias marca PIP

Publicado por Secretaria Aecep | 29 de septiembre de 2010 |

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ha comunicado los resultados de los estudios que las Autoridades Sanitarias Francesas han realizado sobre las prótesis de Mamas marca PIP recogidas en las instalaciones de la fábrica entre Junio y Septiembre del presente año. Se realizaron pruebas de compatibilidad y resistencia para detectar posibles anomalías. Las conclusiones fueron las siguientes:

Los han confirmado que el gel de relleno de los implantes mamarios PIP no se corresponde con el descrito en el expediente de diseño del fabricante.  Este gel no alcanza el nivel de calidad requerido para un gel de silicona destinado a utilizarse en implantes mamarios.  

Los demuestran la fragilidad de las prótesis y corroboran los hallazgos de un porcentaje de fallo mayor que la media.  

Respecto a las con los tejidos biológicos:

  • El gel de los implantes mamarios PIP no presenta efectos tóxicos agudos en los tejidos (citotoxicidad).  
  • El gel muestra un comportamiento irritante cuando se pone en contacto con los tejidos debido a la rotura  de la carcasa o a la fuga del gel a través de la carcasa. Esto puede conducir a reacciones inflamatorias en algunos pacientes, debido al carácter irritante de este gel.  
  • Los ensayos in vitro de genotoxicidad han mostrado resultados negativos.
  • Los ensayos in vivo  no permiten por el momento concluir sobre la presencia o ausencia de efectos genotóxicos por lo que van a realizar ensayos adicionales que estarán disponibles en unos meses.

Teniendo en cuenta la información disponible, y consultadas las sociedades españolas de especialistas en cirugía reparadora, plástica y estética, la AEMPS recomienda:

  • Las personas portadoras de prótesis mamarias PIP que no hayan contactado con su médico siguiendo las recomendaciones anteriores emitidas por la AEMPS, deben concertar una cita con su cirujano para someterse a un seguimiento de sus prótesis con el fin de comprobar el estado de las mismas.
    Este seguimiento debe incluir un control ecográfico anual o con una frecuencia mayor a criterio del cirujano.  
  • En el caso en que se detecte o sospeche la rotura de las prótesis, debe procederse a su explantación.
  • En ausencia de sintomatología clínica o deterioro de la prótesis, las actuaciones a seguir serán determinadas conjuntamente con el cirujano, en función de las circunstancias médicas y estéticas particulares de cada persona.

La AECEP, en cumplimiento de su compromiso social y como labor de colaboración con la AEMPS, publicará en estas páginas cualquier noticia relevante sobre estos u otros implantes que la sociedad en general y los pacientes  en particular deban conocer.

Se ha puesto en marcha una página web donde se tratará de informar a las pacientes portadoras de prótesis PIP y a sus médicos sobre la situación actual de estos implantes. La AECEP cree conveniente reconducir de forma objetiva y razonable todas las informaciones que se le dan a los afectados, ofreciendo a los cirujanos plásticos afectados y a sus pacientes un apoyo informativo y legal. Para mayor información puede acudir al siguiente enlace:  http://www.plataformapip.com/

Volver al Centro de Prensa